Reality Gendervision (Sexuality and gender on transatlantic reality television)


Brenda R. Weber (2014)


Reality Gendervision (Sexuality and gender on transatlantic reality television)


Duke University Press, 380 pp.



Reseñado por Jeannet Ugalde Quintana


Universidad Autónoma de México


Reality Gendervision es un libro que desde la elección de su objeto de estudio cuestiona la postura comúnmente acrítica frente a los programas de reality television. Por mucho tiempo, este género de televisión fue considerado como la forma menos educativa de entretenimiento. Sin embargo, para los colaboradores de este escrito es claro su fuerte contenido ideológico, lo que hace de este género televisivo no sólo una referencia cultural, sino también una pedagogía que influye en una posición de género.


De esta manera, en Reality Gendervision se realiza un análisis de los programas de reality television teniendo como hilo conductor la cuestión de género, en sus interconexiones con las diferentes posibilidades que este tipo de televisión brinda: contenido cultural, capacidad de placer y entretenimiento y contenido ideológico, las cuales lo convierten en un arma de poder del estado.


Reality Gendervision parte de una mirada transatlántica que recorre y examina los programas de reality television de los Estados Unidos y el Reino Unido, países dominantes en el consumo y la producción de este tipo de contenido televisivo. Este estudio observa los reality a través de dos diferentes países en dos continentes, sin dejar de lado las diferencias ideológicas de raza y clase, así como los parámetros de popularidad existentes en estos dos países.


Si bien el libro se limita al análisis de los reality producidos por los Estados Unidos y el Reino Unido, su estudio no deja de ser importante para analizar el impacto que estos programas tienen en otras latitudes, tales como América Latina. Aunque el libro no menciona el caso latinoamericano, en esta región, en específico en países como México, Argentina, Brasil y Colombia —naciones donde los medios de comunicación tienen un gran impacto— encontramos que los reality ocupan un lugar estable dentro de la televisión y algunos de los canales, que no compran los derechos de los reality, optan por utilizar otros nombres y cambiar algunos detalles, pero conservan los formatos y el contenido ideológico de los programas que copian.


A partir de los catorce artículos que conforman este escrito, se demuestra que los programas de reality television tienen una perspectiva de género reducida a dinámicas de poder, de subordinación y dominación, de tal suerte que muestran una comprensión binaria en las relaciones de género.


Los colaboradores de este escrito: David Greven, Dana Heller, Su Holmes, Deborah Jermyn, Misha Kafka, Amanda Ann Klein, Susan Lepselter, Diane Negra, Laurie Oullette, Gareth Palmer, Kirsten Pike, Maria Pramaggiore, Kimberly Springer, Rebecca Stephens, Lindsay Steenberg y Brenda R. Weber, trabajaron con un archivo combinado de aproximadamente doscientos programas de reality, cada uno compuesto por entre seis y cien episodios. Los programas fueron elegidos de acuerdo a los principios y problemáticas por ellos abordados.


El libro se divide en tres apartados, el primero tiene por título «The Pleasures and Perils in Being Seen». En esta primera sección se presentan cinco artículos, los cuales subrayan, entre otras cosas, las relaciones entre la imagen de lo femenino y los programas de reality television, de tal manera que todos aquellos adjetivos que se emplean para describir los reality son también usados para caracterizar lo femenino, por lo cual, parece evidente que estos programas funcionan como articuladores de las normas de la feminidad.


Esta sección aborda, entre otros temas, los duros juicios que soportan las mujeres en los reality debido a su apariencia física; cómo los reality británicos promueven un rango límite de edad para las mujeres participantes, de tal suerte que las de mayor edad no encuentran un ámbito de representación visible en la televisión popular contemporánea y cómo incluso los pocos reality que han incorporado mujeres de mediana edad como las series Real Housewives (EE.UU.) y Ten years younger (RU 2004-2008; EE.UU. 2004-2009) lo han hecho de tal manera que hacen ver la edad desde una perspectiva negativa, como algo que se debe de ocultar y contra lo cual es necesario luchar. En su artículo, Holmes y Jermyn muestran cómo el discurso posfeminista contemporáneo, centrado en el individualismo, se presenta también en los reality pero, lejos de asegurar una equidad de género, lo que logra es agudizar el discurso tradicional de rivalidad entre las mujeres. Los reality capitalizan este discurso creando programas en los cuales producen escenarios de antagonismo y competición entre las mujeres.


La segunda parte del libro Reality Gendervision tiene por título «Citizenship, Ethnicity and (Trans)National Identity». Esta sección se compone de cuatro artículos en los cuales existe una reflexión acerca de cuestiones de identidad, nacionalidad y masculinidad. Estas temáticas son abordadas a partir de la relación intrínseca que guardan con la historia.


Uno de los escritos que conforman esta segunda parte del libro es titulado: «Get More Action on Gladiatorial Television», elaborado por Lindsay Steenberg. En él se analiza la relación de los reality con temas como la violencia, la competición y la hipermasculinidad, a partir de uno de los programas que la autora considera más relevantes para el género de la Gladiatorial television (del que forman parte producciones como American Gladiators (1989-97), The Contender (2004-07), The Ultimate Fighter (2005) y Last Man Standing (2007). El programa elegido es Deadliest Warrior (2009-11) y para llevar a cabo su estudio, la autora analiza la estética y función del juego, estudia la relación entre el juego, la historia y la realidad y, por último, examina la relación entre la realidad y la experiencia de lo masculino.


La conclusión que ofrece nos muestra A Deadliest Warrior como un espacio televisivo de juego en el que la violencia es asumida como un rito de pasaje. Los participantes dan vida a la imagen mítica del llegar a ser un hombre de «verdad» a partir de la confrontación física.


La última parte del libro Reality Gendervision lleva por título «Mediated Freak Shows and Cautionary Tales». El apartado se compone de cinco artículos, los cuales tienen como tarea el análisis del tratamiento de temas tales como el embarazo adolescente y los concursos de belleza infantiles a partir de los estereotipos que promueven y las representaciones que se hacen en ellos. Muestran cómo las diversas articulaciones de clase, el género y la raza contribuyen a la designación de ciertos sujetos como bellos (o no) aceptables o abyectos.


Una conclusión general que se desprende de los diferentes análisis realizados en el libro Reality gendervision, es que aunque los reality permiten una mirada a las cuestiones que aquejan a nuestras sociedades, lo hace desde una perspectiva discriminatoria que invita a despreciar, más que a entender, lo que no es convencional, clase media o propiamente blanco.


Así, Reality gendervision es un libro que permite una aproximación amena al estudio de la relación entre televisión y construcción de género. Pese a que el escrito se concentra en ejemplos concretos de televisión, encontramos también una lectura crítica general de los problemas de género en los que los Reality tienen un impacto fundamental. Este escrito es una referencia obligada, no sólo para el estudioso de cuestiones de género y medios de comunicación, sino para todo aquel que le interese comprender nuestra sociedad contemporánea, cada vez más dominada por los medios.

Refbacks

  • There are currently no refbacks.











                                                       CROLAR ISSN 2195-3481. We log anonymous usage statistics. Please read the privacy information for details